lunes, 31 de enero de 2011

MARAVILLOSO


Rodrigo Noya, hace algunos días a Página/12:

"Hace poco fui a bailar y me agarró un grupo de borrachos, me levantaban y me cantaban lo de “poderoso el chiquitín”. Y una vez dando vueltas por un supermercado en Mar del Plata, una señora de más de 70 años me frenó para pedirme un autógrafo, y me dijo que su nieta había visto todas mis películas pero que le habían gustado mucho más mis libros. Pensé que hablaba de Valentín , pero después me di cuenta que ella creía yo era Harry Potter".

jueves, 27 de enero de 2011

¿DONDE ESTA LUCIANO?

Ayer hablamos con Vanesa, la hermana de Luciano Arruga, desaparecido hace casi 2 años por la Maldita Policía Bonaerense.

Compartimos su lucha y difundimos la actividad de memoria y reclamo de justicia, que lleva adelante su familia y amigos.

¡Prohibido olvidar!


miércoles, 26 de enero de 2011

BAILE Y REVOLUCIÓN


La Semana según Esquivando - NotiAlba - Arruga Presente - Peronismo de Juguete - Rock

Además, recibimos la visita de Los Sobrinos de Gianni !!

esquivandoelexito@live.com.ar
FB: Esquivando el Exito
www.fmlaboca.com.ar

MUSICAS DEL MIERCOLES 19/01/11

Nos pusimos tangueros con Iorio y compañia, apareció un Ángel con campera desde Uruguay, festejamos el cumple del Indio con Vecendores vencidos, y Jaime Roos nos contó la historia de un Cometa de La Farola.

A bailar!




miércoles, 19 de enero de 2011

SINTONIZANOS


Noticias - La Semana Según EEE - Día D - Indio y medio(s) - Grilletes - Dicotomías Argentas - Roc ene Rol

esquivandoelexito@live.com.ar
FB: Esquivando el Exito
www.fmlaboca.com.ar  

martes, 18 de enero de 2011

MUSICAS DEL MIERCOLES 12/01/11

Los H.D.P. según La perra que los parió, encontramos el Rock perdido de Los Rodríguez y rockeamos con las preciosas Blacanblues y su Maldito piano.

Salú!



EL VIAJE

Porque Latinoamérica tiene historia. Porque lo escucha Marcos en Chiapas. Porque algún día -quizás- nos digan qué es el Populismo. Porque "América y el hombre dignos sean"...
Escuchá El Viaje de nuestros hermanos Evi y Fede, a partir de los primeros minutos de cada viernes.

Es un consejo de Esquivando el Exito.

lunes, 17 de enero de 2011

DISCOS DEL CARAJO XIII: LA ERA DE LA BOLUDEZ


Por Chaucha

La década infame, los noventa, el uno a uno, la ola privatizadora… Aquellos diez años de menemismo que dieron un significado eterno a un simple y hasta entonces vacío número, fueron etiquetados usando toda la paleta de posibilidades que brinda el castellano.

Pero créanme, ninguno de los muchos adjetivos que se ganó esta era manchada de corrupción, sushi con champagne, Ferraris, súper modelos y cohetes en la estratósfera, fue tan contundente como la que le endilgó un dúo fundamental de nuestro rock.

Y es que, entre el mucho daño económico, político y social que esa década le produjo a la Argentina, también hubo un ataque directo y sistemático a la cultura nacional y popular, que vio invadido su hábitat por pavadas enlatadas, exportadas como juguetitos chinos.

Mientras el estrato más ignorado de la sociedad presenciaba en silencio el camino a la miseria más miserable, la clase media y el jet-set vivían épocas de bonanza y pelotudeo 24 horas non-stop.


Lo sabemos: la música es, o puede ser, un método concreto de resistencia. Y ahí apareció este impecable disco, fruto de una sociedad compositiva que estaba lista para masificar su obra, a fuerza de una guitarra perfecta y un bajo con perfil asesino que te tritura la cabeza.

Damas y caballeros, traigo a ustedes una nueva edición de Discos del Carajo (la primera en FM La Boca). Viene a arrancarnos la cabeza de cuajo, la aplanadora del rocanrol, Divididos. Y el disco que mejor expresó desde su título aquellos años nefastos. Comencemos a viajar por “La era de la boludez”.


Hagamos un poco de historia. El nacimiento de Divididos, como todos deben saber, tiene que ver con el fallecimiento de otra banda. O más precisamente, con el de su líder, ícono, estampíta, creador y corazón. Luca Prodán dejó San Telmo en diciembre del 87, y entre amargura, tristeza y desconcierto, los integrantes de Sumo intentaron cerrar una historia que no cerró nunca, y formaron Divididos (Mollo y Arnedo), y Las Pelotas (Dafunccio, Sokol y Superman Troglio).

En realidad, Divididos fue primero La División. Pero con buen tino (sobre todo estético), decidieron cambiar por su nombre actual. Seis meses después de enterrar a Luca en Avellaneda, el barrio de Flores era testigo del nacimiento de esta banda.

Dos discos pasaron antes de que llegue el que nos compete. “40 dibujos ahí en el piso” fue el primero de ellos, que comenzaba a mostrar cómo estos dos Sumo se habían quedado con la parte más power de la banda. Después vino “Acariciando lo áspero”, ya con Gil Solá meta palito contra el tambor, y con un boleto a Obras Sanitarias, otrora templo del rock. Impresionante disco, que cobró mayor notoriedad, después de darle paso al álbum que nos trae hasta acá: “La era de la boludez”.


En 1993 llegó “La era de la boludez”. Editado por PolyGram y mezclado íntegramente en Estados Unidos, es considerado desde entonces, por parte de su público y de la crítica, como el mejor disco de la banda.

Algunas particularidades del disco, antes de recorrer su lista de temas:

Fue el segundo y último álbum para Gil Solá, quizás el baterista más representativo que tuvo Divididos. Tras su partida se puso en duda el destino de la banda, pero apareció Araujo primero y Catriel después, para darle larga vida a la aplanadora de Hurlingam.


Vale decir que Esquivando el Éxito no cree en las casualidades, y sí en las causalidades. Por eso habría que preguntarse si tiene algo que ver el hecho de que Gustavo Santaolalla haya participado como director artístico y músico invitado, con el inmediato paso a la masividad que tuvo la banda una vez que el disco llegó a las bateas. Se sabe: todo lo que toca el de Bajofondo, lo convierte en oro. También hay que rescatar el laburo de Aníbal Kerpel como productor asociado.

Además de Santolalla, pusieron sus sonidos a disposición de la obra: Luis Conte en percusión, Bruce Fowler en trombón, Melissa Hasin en cello y Aníbal Kelper en vibrófono y órgano hammond.

La tapa tiene su historia: mostraba una fotografía tomada por Alejandra Palacios, donde aparece Diego Arnedo tratando de alcanzar la cámara que lo mira desde arriba. “Era una buena fotografía y la actitud del gesto estaba bien, pero me costó resolver que mi foto iba a representar al grupo” dijo el bajista al suplemento Radar de Página 12, en diciembre de 2008.


Arranca “Salir a asustar”, bien funky y al palo, con los el trío demostrando todas sus habilidades con los instrumentos. “Salir a asustar te protege más, en esta la era de la boludez”. Clarito el primer mensaje del disco.

Le sigue “Ortega y Gases”, rarísima canción que mezcla folklore, reggae y ritmos ríoplatenses, para bajar algunas revoluciones. Ortega y Gases va comprándolo todo, y cantando que en esta época boba y perversa la “moral ajena mostró el almidón”… y así estamos complicados.

Uno de los puntos más altos de este disco, tiene que ver con la impresionante versión de “El arriero”, autoría del inolvidable Atahualpa Yupanqui, una de las influencias por fuera del rock más grandes que tiene Divididos. La guitarra de Mollo emociona y su voz se desgarra de angustia, y juntas hacen que este tema vuelva a ser un clásico, y que la prosa de Don Atahualpa recorra las calles, los campos y los ríos, otra vez. Carga con esa frase tan antigua y tan actual, con eso de que “las penas son de nosotros, las vaquitas son ajenas”. Impresionante desde el segundo cero.


El cuarto tema se llama “Salir a comprar”, y es casi un lado B del primer track. Se complementan ambos temas, en épocas de “justicia y miedo, asao’ y arroz”. Arnedo deslumbra y el tema guarda una marcha intensa pero casi acústica, hasta que todo explota en la voz de Mollo y vuelve el funky de aquel primer tema. Puro virtuosismo a cien kilómetros por hora.

Momento del primer corte del disco, y el hit más grande que tuvo la banda hasta el día de hoy. “¿Qué ves?”, es una radiografía de las costumbres argentinas que en los ‘90 copaban la vida diaria de muchos. “¿Qué ves cuando la mentira es la verdad?” desafía Mollo, y avisa que por estas pampas, “el bien y el mal definen por penal”. Este reggae de batería poderosa sonó en todas las radios del mundo, y hasta formó parte de la banda de sonido de “Comodines”, peliculón noventero y pochoclero de Adrián Suar y Carlín Calvo.

El sexto tema del disco se llama “Pestaña de camello” y hace recordar a las experiencias de Los Beatles con el sitar y otros instrumentos indios. Una cosa instrumental bien extraña, sobre todo para la energía de Divididos.


¿Quieren rock? “Rasputín” nos trae “metal y carnaval”. Un temazo con gran letra que alerta sobre la “fina línea entre el artista y el mono tití” que anda mostrando su “credencial fe de hígado” para certificar que es rockero. Hey Jude se engancha y llega extrañamente a cerrar el tema a pura potencia, después del inolvidable grito de Arnedo: “Tenemo’ las bola’ bien llena las nuestra”.

Track 8. “Dame un limón”. Clásico de clásicos. Aparecen “La gorda y su cadera con delay” en una escena que parece tener a dos caballeros codo a codo en la barra de un bar triste. A uno se le “llenó de hojas el bulín” y el otro “cambia gajo por infusión”. Se les pasó el cuarto de hora, y ya les parece que “no es poesía ver la carne transpirar”. Ese el único tema del disco compuesto por el trío, más Gustavo Santaolalla.

Vuelve el rock del oeste con “Paisano de Hurlingham”. Riff de guitarra al palo, muy AC/DC. Rock del clásico y crítica continuada a esa época tan chamuyo de los medios. “Canilla en el andén gotea noticias, te grita titular mentiras sin picar”.



Después de mucho rock, el disco pega un timonazo a partir del tema número 10: “Cristófolo Cacarnú”. Divididos empieza a coquetear con el reggae y se vuelve latinoamericano, protestando contra la Reina Isabel, España, la Iglesia Católica, y todos los culpables del genocidio aborigen en América. La frase “Tu museo no huele bien, hoguera quema libro y piel”, se destaca por sensible, por cierta y porque permite a otros sentidos intervenir en la escucha.

Le sigue “Indio deja el mezcal”, más sicodélica que la anterior, pura música y texturas. Mollo repite sin parar el título de la canción, y canta la corta pero intensa letra del tema “planta santa, nueva raza blanca, palestino sudado, fe, billete y soldado”. El tema viene lento y después toma ritmo a pura batería y sonidos de viola.

“Huelga de amores” viene a completar el trío de canciones bien latinoamericanas. Inspirada en textos de Eduardo Galeano, esta chacarera impresionante vuelve al ataque contra el genocidio de europeos en estas tierras vírgenes de pólvora. El tema cierra con una advertencia, un grito caprichoso de libertad: “la historia escrita por vencedores no pudo hacer callar a los tambores”.


El disco cierra de manera extraña. Que alguien me explique el viaje lisérgico que debe haber tenido la composición de “Tajo C”, un tema con las voces del trio deformadas, en una especie de zapping revistero por personajes noventosos (y más también). Una locura maravillosa.

Cierra una nueva “Pestaña de camello”, y termina un impecable disco, con matices de lo más variados y un rock que ya es marca registrada de Divididos.


Alejados de los guiños que daban las encuestas, porque “no tienen que ver con el sentimiento, sólo con lo que a un periodista le gusta”, según palabras del propio Mollo, Divididos se embarcó en 13 Obras tremendos, con recitales de más de tres horas al palo, porque hasta las chacareras eran tocadas al palo por la aplanadora del rocanrol.

Y no paró más. Siguió en pie Divididos, con momentos creativos intensos y parates prolongados (como el previo a Amapola), pero siempre tocando y dando vueltas al país. Hicieron de Tilcara su lugar, y por fin crearon su sello La Calandria, para alejarse un poco de las discográficas.

Quizás se hayan guardado algún resentimiento, por eso de que en 1994 y en pleno éxito de “La era…”, hicieron un Vélez para 20 mil personas, que no fueron más porque su sello de entonces les quitó el apoyo. Es que Divididos se había negado a que un artista colombiano en ascenso fuese telonero de aquel show. Carlos Vives era su nombre. Definitivamente, aquella era “La era de la boludez”.

miércoles, 12 de enero de 2011

CONFIAR


NoNoticias - MEW - Disco del Carajo - Txt - Bocha - Sonidos

esquivandoelexito@live.com.ar
FB: Esquivando el Exito
Online: www.fmlaboca.com.ar

martes, 11 de enero de 2011

MUSICAS DEL MIERCOLES 05/01/2011

Un recuerdo para Tavo de Los Piojos, los Ecos de Los Pérez García, homenaje a la Revolución Cubana y al Che con Gallo Rojo, y Los Redondos haciendo la Murga de la virgencita.




lunes, 10 de enero de 2011

LUTO INFANTIL Y ADULTO

Nuestro recuerdo, no sólo para la música de fondo de nuestra infancia, si no también para una luchadora que sufrió uno de los dolores más inolvidables: el exilio.

jueves, 6 de enero de 2011

REVOLUCION Y TIERRA

 
Una Revolución implica cambios que chocan con el estado social existente.

Y en realidad, revoluciones en el mundo ha habido muy pocas. La palabra incluso ha llegado en ciertas circunstancias a ser antipática, por los hechos que bajo su manto se han tratado de cubrir. Pero en verdad, que como todos nosotros sabemos por lo que hemos estudiado de historia, revoluciones en el mundo, es decir, cambios verdaderamente profundos y justos, ha habido muy pocos.

Una revolución implica cambios, cambios que necesariamente chocan con el estado social existente, y naturalmente que concita contra sí toda una serie de fuerzas poderosas, las fuerzas de los que han estado detentando el poder y los privilegios, las cuales lógicamente tratan de defender por todos los medios posibles esas ventajas que han estado disfrutando. No se resignan tranquilamente a perderlas. Y los que conocen la historia de las revoluciones, saben de las tremendas dificultades que han tenido que vencer para llegar a ser realidades, para obtener en muchas ocasiones una parte siquiera de lo que pretenden. Porque son muchos y muy poderosos los intereses que se oponen a ella, y particularmente en nuestro caso cubano, porque contra nuestra Revolución no solo se concitan intereses internos, que los hay, no debemos cegarnos. Aunque nos duela tenemos que reconocer que contra ella se concitan poderosos intereses internos, no por el número, sino por sus recursos, por su influencia, por su maña, e incluso porque cuentan a su favor con todas las ventajas que implica el estado de ruina, de incultura y los malos hábitos y vicios, que durante años, decenas de años, y en ocasiones siglos, han sembrado en los pueblos.

Y contra nuestra Revolución se concitan intereses extraños a la nación. Puede decirse que se concitan todos los intereses que en los demás pueblos de nuestro continente temen a una revolución como esta, temen el triunfo de una revolución como esta. No porque cuando nosotros hagamos una ley revolucionaria los estemos perjudicando en sus propios intereses, sino porque la nación cubana está dando un ejemplo, porque todos los pueblos de América tienen puestos sus ojos en la nación cubana.

No dejamos de comprender dónde está la razón de los que pagan las campañas que van contra la Revolución, movilizan recursos contra la Revolución, inventan argumentos contra la Revolución, y comienzan a asociarse ya con los criminales de guerra. Y en esto no invento, pero basta saber, ya no por informaciones que tenemos en nuestro poder, sino observando las coincidencias cada vez más señaladas, de las actitudes cada vez más audaces, de los que dentro y fuera de la patria quieren que esta Revolución fracase.

Cuando se hace una ley revolucionaria y justa, donde el Estado empieza por dar sus tierras a los propios campesinos, donde el Estado, prácticamente, se queda sin tierras, si se hace una Ley Agraria para recobrar incluso muchas de las tierras que le robaron al Estado, si se hace una Ley Agraria también para recuperar las mejores tierras de la nación en manos extranjeras, si gracias a esa reforma cientos de miles de campesinos van a disfrutar de la propiedad de la tierra, a esa ley que todavía deja considerable capacidad de tierra en manos privadas, se le califica de una ley antidemocrática, de una violación a los principios de la Constitución de la República, y se hacen campañas contra nosotros.

A Trujillo, a Somoza, a los criminales, a los grandes dictadores, a esos no se les dedica campaña, esos son prohombres de la democracia.

Esos son prohombres de la libertad, esos son prohombres de los sagrados derechos de la propiedad. Nosotros somos totalitarios, enemigos de la democracia, enemigos del derecho de propiedad.

Estas tierras no son solo de nosotros, no son solo de los que hoy vivimos en Cuba. Y sería egoísta pensar que la tierra es de los seis millones que vivimos hoy, porque todos nosotros, aunque no queramos, más tarde o más temprano, habremos desaparecido, y detrás de nosotros vendrán otras generaciones.

Estas tierras no son solo de nosotros, y mucho menos de unos cuantos de nosotros. Estas tierras pertenecen también a las generaciones venideras, tendrán que vivir de ellas los doce millones del futuro.

(Discurso de Fidel Castro en un encuentro con abogados el 8 de junio de 1959. Tomado del periódico Revolución)

miércoles, 5 de enero de 2011

CAMBIOS

Aunque estamos empecinados en esquivarlo, el muy turro nos atraviesa. Por eso Esquivando el Éxito estrena casa en este 2011 que recién comienza!!

No es que las luces de la ciudad nos encandilen, pero dejamos los suburbios y nos mudamos a FM La Boca 90.1mhz.

Si bien el clamor popular exigía cambio de gabinete/panel, hicimos oídos sordos, nos aferramos al sillón, y preferimos cambiar de horario... a ver si no te das cuenta.

Por eso hoy, a partir de las 20hs podes escucharnos sintonizando tu spika, o amigándote con la tecnología y conectándote a www.fmlaboca.com.ar

Los queremos... porque no nos queda otra,

El staff de Esquivando el Éxito

esquivandoelexito@live.com.ar
FB: Esquivando el Exito


martes, 4 de enero de 2011

MUSICAS DEL MIERCOLES 29/12/10

Andrés nos recuerda que durante todo el año hubo mucho Vigilante medio argentino, El Alemán nos canta su Canción, Los eternos y Fabulosos Cadillacs nos levantan con Demasiada Presión, y La Vela demuestra cantando que no es buena idea esto de pedir gatillo fácil.

Salú, hasta el 2011!




lunes, 3 de enero de 2011

REDONDO SE NACE


Indio, anda pensando en predios más grandes para tus shows, porque se sumó un ricotero más a la tribu. 
Pero este es bien Redondo... Redondo en serio...