viernes, 31 de agosto de 2012

LA SEMANA SEGUN ESQUIVANDO EL EXITO

. La Iglesia está preocupada y ya salió a cuestionar los puntos del proyecto de reforma del Código Civil, referidos al matrimonio, la familia, la subrogación de vientres y la fertilización asistida. Esquivando el Éxito propone: enterrar el poder eclesiástico, separarlo del Estado, y no darle vela en su entierro.

. Moyano sigue sacándose fotos. Ahora sonrió con Miguel Del Sel, Duhalde y el Momo Venegas. Tengo una idea buenísima y re oríginal: por qué no hacen una compañía humorística tipo MOMIDUMO, o algo así…

. El doble estándar del hiper k medio: si se arma goma en Córdoba, tremenda represión de De La Sota. Si se arma goma en Formosa, intentan desestabilizar al feudo nacional y popular de Gildo Insfran. Así funciona.

. Y un buen día, cuando nadie le tenía fe, se le prendió la lamparita a la AFIP y se puso a investigar si en el mundo del fútbol se evaden impuestos. Esquivando el Éxito suspendió de su staff a Juan Ignacio Apogliessi porque parece que está anotado en el Locarno de Suiza.

. Mauri sigue de gira en la formación de su “Frente Nacional Súmense los que quieran que aunque parezca una bolsa de gatos por ahí nos acercamos al kirchnerismo”. Ahora la foto fue con De La Sota, y Macri ya cuenta una sota… pero muchos cuatro de copas.

. Hablando de Macri y su paseo por Córdoba, el hijo de Franco tiró: “Yo tengo el sueño de que las bandas de cuarteto y el humor cordobés lleguen a Buenos Aires”. Baile y joda. De laburar ni hablar. Para Mauri todo el año es carnaval, culiao…

. Me dijeron que YPF fue nacionalizada con métodos chavistas, que nadie iba a querer invertir por la inseguridad jurídica, que no había guita y nos mandamos un papelón con la madre patria. Pero abrí el diario y leí: “YPF y Chevron avanzan hacia un acuerdo estratégico petrolero”. Estoy desorientado.

. Esquivando el Éxito cumple tres años de revolución radiofónica. ¿Autobombo? Naaaa… Es que nos queremos tanto. Salú amigos!

. El Gobierno de Cris es una máquina de autogenerarse problemas, y ahora Echegaray se cruzó con el director de cine Eliseo Subiela, porque no le quiso largar unos verdes para un festival de cine, que asombrosamente auspiciaba la Cancillería. Hay que ser boludo, eh…

. Divorciado de su ex pareja que empieza con K, Moyano no pierde el tiempo y ya está armando un frente electoral para el 2013. “A nuestra izquierda está la pared”, dijo. ¡Llamen al 911! Huguito, si a tu derecha también hay una pared, te quedaste encerrado en un baño químico…

. Por andar escuchando sin permiso, Macri quedó más cerca del juicio oral por asociación ilícita en el tongo de las escuchas. El abogado de Mauri ya estaría gestionando alguna salida transitoria, porque el jefe de gobierno debería tomarse vacaciones cada dos semanas, por prescripción médica.

. “Queremos claridad”, dijo Grondona, en cuanto la AFIP empezó a investigar el mundo donde es amo y señor. Pero resulta que su Arsenal, fue protagonista de una triangulación. Don Julio, ¿por qué no vuelve a la ferretería y le hace un favor al fútbol?

. Una mujer tucumana denunció que fue torturada en una comisaría de Tucumán, “Abusaron sexualmente de mí, me torturaron, me caminaron por encima con las botas puestas, me obligaron a lamerles los zapatos y me patearon”, relató. Basta de esta maldita policía, por favor. Basta.

. Mauri se metió solito en un brete: confundió al Eternauta original con el Nestornauta de La Cámpora, quiso prohibirlo en los colegios, y se pudrió todo. Se ve que alguien se apiadó y le explicó, así que se desdijo. Papelón PRO a la orden del día, todos los días.

. Bullrich, ministro de Educación porteño, deberá concurrir a Tribunales para argumentar las razones que lo llevaron a crear el 0800-BUCHON. Según fuentes confidenciales, el funcionario ya estaría googleando el significado de la palabra “política”.

. La barra de Boca se mata en la ruta y para Angelici: “esto no tiene nada que ver con el club”. De paso, Cristina juega a ponerse firme y le exige a los dirigentes que entreguen las listas de los barras. El delfín de Mauri y la señora tienen algo en común: no se ponen colorados cuando se hacen los boludos.

. D`Elía dijo que “este gobierno puede tener algún chorro”. Un visionario Luis.

. Desesperado por machacar la conciencia de sus lectores con el tema de la re-reelección de Cristina, Clarín ubicó entre las primeras notas de su portal, una con el siguiente título: “Moria dijo que votó a Cristina y le “gusta” la re-reelección”. El gran diario argentino está para el churrete…

. El gobierno porteño rajó a tres docentes y tres autoridades por hacer una parodia de Macri y Bullrich. Argumentaron falta a “la moral y las buenas costumbres. Pero fuentes confidenciales dicen que Mauri no habría entendido la obra.

. Argentina tuvo un nuevo Consejo del Salario, con una estabilidad temporal histórica. Pero Cristina se sentó a la derecha de Gerardo Martínez, titular de UOCRA, y se olvidó de comentar que el Estado lo denunció por entregar compañeros de base durante la dictadura. Contradicciones del relato.

. Volvió Amado. Sí, señores, volvió el vice que todos conocimos, subido al escenario y boludeando con una guitarrita a lo largo y a lo ancho del país. Hay Boudou & Roll para todos.

martes, 28 de agosto de 2012

TRES


La Semana Según Esquivando - Noticias - Éxodo - Tres - Silla - Salta - Rock

Y además, seguimos con el bruto jolgorio en nuestro tercer aniversario.

Para ellos, recibimos la visita de los amigos de Salta La Banca.


esquivandoelexito@live.com.ar
FB: Esquivando el Éxito
@esquivandofm

domingo, 26 de agosto de 2012

MUSICAS DEL MIERCOLES 22/08/12





LOS TOMADORES DE SOL EN EL BOTANICO


Por Roberto Arlt

La tarde de ayer lunes fue espléndida. Sobre todo para la gente que nada tenía que hacer. Y más aún para los tomadores de sol consuetudinarios.

Gente de principios higiénicas y naturistas, ya que se resignan a tener los botines rotos antes que perder su bañito de sol. Y después hay ciudadanos que se lamentan de que no haya hombres de principios. Y estudiosos. Individuos que sacrifican su bienestar personal para estudiar botánica y sus derivados, aceptando ir con el traje hecho pedazos antes de perder tan preciosos conocimientos.

Examinando la gente que pulula por el Jardín Botánico, uno termina por plantearse este problema: ¿Por qué las ciencias naturales poseen tanta aceptación entre sujetos que tienen catadura de vagos? ¿Por qué la gente bien vestida no se dedica, con tanto frenesí, a un estudio semejante, saludable para el cuerpo y para el espíritu? Porque esto es indiscutible: el estudio de la botánica engorda. No he visto a un bebedor de sol que no tenga la piel lustrosa, y un cuerpazo bien nutrido y mejor descansado.

¡Qué aspecto, que bonhomía! ¡Qué edificación ejemplar para un señor que tenga tendencias al misticismo! Porque, no dejarán de reconocer ustedes, que una ciencia tan infusa como la botánica debe tener virtudes esenciales para engordar a sujetos que calzan botines rotos.

De otro modo no se explicaría. Cierto es que el reposo debe contribuir en algo, pero en este asunto obra o influye algún factor extraño y fundamental. Hasta los jardineros tienden a la obesidad. El portero -los porteros están bien saciados-, los subjardineros ya han adquirido ese aspecto de satisfacción íntima que producen las canonjías municipales, y hasta los gatos que viven en las alturas de los pinos impresionan favorablemente por su inesperado grosor y lustroso pelaje.

Yo creo haber aclarado el misterio. La gente que frecuenta el Jardín Botánico está gorda por la influencia del latín.

En efecto, todos los letreros de los árboles están redactados en el idioma melifluo de Virgilio. Al que no está acostumbrado, se le embarulla el cráneo. Pero los asiduos visitantes de este jardín, deben estar ya acostumbrados y sufrir los beneficios de este idioma, porque he observado lo siguiente:

Como decía, fui hasta allá ayer por la tarde. Me senté en un banco y, de pronto, observé a dos jardineros. Con un rastrillo en la mano miraban el letrero de un árbol. Luego se miraban entre sí y volvían a mirar el letrero. Para no interrumpir sus meditaciones mantenían el rastrillo completamente inmóvil, de modo que no cabía duda alguna de que esa gente ilustraba sus magníficos espíritus con el letrero escrito en el idioma del latoso Virgilio. Y el éxtasis que tal lectura parecía producirles, debía ser infinito, ya que los dos individuos, completamente quietos como otros tantos Budas a la sombra del árbol de la sabiduría, no movían el rastrillo ni por broma. Tal hecho me llamó sumamente la atención y decidí continuar mi observación. Pero, pasó una hora y yo me aburrí. El deliquio de esos pelafustanes frente al letrero era inmenso. El rastrillo permanecía junto a ellos como si no existiera.

¿Se dan cuenta ustedes ahora de la influencia del botánico latín sobre los espíritus superiores? Estos hombres en vez de rastrillar la tierra, como era su deber, permanecían de brazos cruzados en honor a la ciencia, a la naturaleza y al latín. Cuando me fui, di vuelta la cabeza. Continuaban meditando. Los rastrillos olvidados. No me extrañó de que engordaran.

Y vi numerosa gente entregada a la santa paz de lo verde. Todos meditando en los letreros latinos que se ofrecen con profusión a la vista del público. Todos tranquilitos, imperturbables, adormecidos, soleándose como lagartos o cocodrilos y encantados de la vida, a pesar de que sus aspectos no denuncian millones ni mucho menos. Pero el Señor, bondadoso con los hombres de buena voluntad, les dispensa lo que a nosotros nos ha negado: la felicidad. En cambio, esos individuos que podrían tomarse por solemnes vagos, y que puede ser que lo sean, a la sombra de los árboles empollaban su haraganería y florecían en meditaciones de manera envidiable.

En muchos bancos, estos poltrones, hacen circulo. Y recuerdan a los sapos del campo. Porque los sapos del campo, cuando se prende la luz y se la deja abandonada, se reúnen en torno de ella en círculo, y permanecen como conferenciando horas enteras.

Pues en el Botánico ocurre lo mismo. Se ven círculos de vagos cosmopolitas y silenciosos, mirándose a la cara, en las posiciones más variadas, y sin decir esta boca es mía.

Naturalmente, a la gente le da grima esta vagancia semiorganizada; pero para los que conocen el misterio de las actitudes humanas, esto no asombra. Esa gente aprende idiomas, se interesa por las llamadas lenguas muertas y se regocija contemplando los cartelitos de los árboles.

¿Dónde se reúnen ahora los enamorados? ¿Han perdido el romanticismo? El caso es que en el Botánico lo que más escasean son las parejas amorosas. Sólo se ve algún matrimonio proyecto que recrea sus ojos sin perjudicar sus rentas, ya que para distraerse recorren los senderos solitarios, separados uno de otro medio metro.

En definitiva, no sé si porque era lunes, o porque la gente ha encontrado otros lugares de distracción, el caso es que el Jardín Botánico ofrece un aspecto de desolación que espanta. Y lo único noble, son los árboles... los árboles que envejecen apartándose de los hombres para recoger el cielo entre sus brazos.

LA SEMANA SEGUN ESQUIVANDO EL EXITO

. Bajo un mismo techo, se juntaron: Cobos, Biolcati, Moyano, Buzzi, De Narváez, el Momo Venegas, Lavagna, Binner, Micheli de la CTA. Faltaron Duhalde y Carrió, que si no se armaba ahí nomás el torneo de truco.

. Mauri le tiene mucho miedo a la política, y como ahora los de La Cámpora andan adoctrinando a las juventudes, el Gobierno de la Ciudad habilitó un 0800 para que los padres llamen asustados por la “intromisión de la política en la escuela”. Dios nos salve, por favor…

. Que funcionarios del PRO denuncien por fascismo, es como que Apo se junte a cenar con amigos y se enoje cuando otro repite un plato. Inexplicable.

. Ecuador aceptó darle asilo político a Assange, América Latina apoyó, y las potencias se quieren matar. Cuando el imperio siente el latido en la yugular, es tiempo de los pueblos libres. Libertad para Assange, y libertad para la información.

. Alberto Fernández está de para buenas. Tanto buscar espacio político que lo contenga y lo represente, terminó escribiendo para La Nación. Está bien, el diario es un espacio político desde su fundación.

. Para que le den bola, una mujer debió filmar su propia golpiza, a manos de su ex pareja, y difundirla en medios y redes sociales. Previamente, había hecho 15 denuncias, pero no obtuvo respuesta. ¿Estamos haciendo algo mal o me parece a mí?

. A Mauri se le desploma la Ciudad. Gimnasios, boliches, edificios, carteles y balcones. En un rato te lo contamos, más que nada para que no salgas de la cama, porque Buenos Aires está peligrosa.

. Fin de semana de quilombo, otra vez, en el fútbol. Violencia en la cancha de Tigre, la de Colón y la de Chicago. El combo barras, políticos y policías nos deja cada vez más afuera a los que amamos este deporte. Insoportable.

. Empezó el juicio por la Banelco en el Senado, a De La Rúa y compañía. Pontaquarto, el arrepentido, contó que los billetes del soborno ocupaban todo el colchón king size de su casa. Y nosotros todavía no llegamos a comprar el colchón. Qué bárbaro…

. "Messi es casi una copia de Maradona. Neymar tiene condiciones para ser más grande que ellos", tiró Pelé. Le gusta el pibe, parece. Menos mal que ya debutó…

. Hace 42 años, presos políticos del ERP, Montoneros y FAR fueron fusilados por intentar fugarse del penal de Rawson, Trelew. El espíritu de lucha de sobrevivientes y muertos sobrevuela nuestra historia. Las ideas no se matan.

. Argentina tuvo su primera condena por fumigar con agroquímicos. Un tribunal cordobés condenó a tres años de prisión en suspenso a dos de los acusados por afectar la salud del barrio Ituzaingó. ¿Ya se quejaron Biolcatti y el Momo Venegas por una persecución a la patria agropecuaria?

. Seis meses atrás, un tren de la línea Sarmiento se incrustaba contra la estación Once, matando a 51 personas e hiriendo a más de 700. Hoy todo sigue más o menos igual, se viaja mal, como ganado y en condiciones de inseguridad notables. Estamos esperando otro accidente.

. Y un día, a la AFIP se le prendió la lamparita, y se le ocurrió que quizás, en una de esas, capaz que los clubes argentinos evadían impuestos en la compra y venta de jugadores. Ahora, ¿quién demoró más en avivarse? ¿La AFIP o el periodismo?

. Rossi dijo que presentarían un proyecto para levantar las barreras de los countries. El tilingaje todo saltó espantado, y los medios protestaron. Después, Rossi dijo que no dijo lo que dijo. Esquivando el Éxito le pide que recapacite, y no libere a tanto garca de barrio privado para que circule entre nosotros. Por favor.

sábado, 18 de agosto de 2012

LA DIETA DE LA PITON


Por Juan Sasturain

Se asomó entre las rejas y preguntó qué pasaba. El tipo de adentro se arrimó y dijo:
–Está cerrado.
–Ya veo. ¿Qué pasó?

El de adentro enarcó las cejas:
–¿No leyó el diario? La pitón. Palmó la pitón.
–Uh... ¿Cómo fue?
–Los pendejos, ayer. Les tiran cualquier cosa a los animales. Un descontrol. Siempre, durante las vacaciones de invierno, pasa algo así. El año pasado, la jirafa grande terminó con esguince de rodilla: un palazo.
–Qué animales. Habría que enjaularlos a ellos.
–Es lo que yo digo.
–¿Y con la víbora qué pasó?
–Se comió un guante de lana que le tiraron. Le cayó mal.
–Pero si esos bichos se comen ovejas enteras, con lana y todo.
–¿De dónde sacó eso?
–De El principito. ¿Se acuerda del dibujo?

El de adentro hizo un gesto desdeñoso:
–Era otro ofidio. La pitón es una serpiente fina, no le come cualquier cosa. Es asiática, y se alimenta nada más que con unos ratoncitos de Singapur, de los que hay allá.
–Como los panda.
–Son herbívoros los panda.
–Digo que los panda sólo comen bambú. Si no tenés bambú, cagaste, no podés tener pandas.
–Son importados.
–¿Qué cosa?
–Los ratoncitos que le digo. Carísimos. Y ahora más.
–¿Los traen de allá?
–Traían, pero cerraron la importación, con este hijo de puta de Moreno y las restricciones a la salida de divisas... Le empezaron a dar cuises.
–¿Cuises?

El de adentro asintió con un gesto de desaprobación:
–Dicen que es lo mismo. “Sustitución de importaciones”, dicen. Pero así el bicho se desorienta con la dieta y terminan pasando estas cosas. Cuando estaba el Ruso acá esto no pasaba.
–¿Qué Ruso?
–El que puso el Turco.
–Ah, sí... ¿Pero ése qué sabía de animales?
–Por lo menos de gatos sabía.

Festejaron levemente los dos.
–Ahora... no entiendo –dijo el de afuera, como en confianza–. ¿Acá cada vez que se les muere un bicho de mierda cierran por duelo?
–No. En realidad hay paro de personal porque quisieron sancionar al cuidador del serpentario. Acá hacen huelga por cualquier boludez: ahora piden más gente. Un cuidador cada tres animales. Son tremendos los municipales.
–Así estamos. Prisioneros de los gremios.
–El año pasado, durante la toma del zoológico, se comieron un par de maras, esas que ve ahí, las liebres patagónicas. Se hicieron un asado. Una vergüenza.
–Y nadie hace nada.
–Qué van a hacer.
–Cada dos por tres cortan la calle.
–Flor de quilombo cortar acá, en Plaza Italia.
–No. Adentro, que es peor. Por ejemplo, te cortan la principal y el sendero que va a la parte de los monos o el elefante, que es lo que la gente más viene a ver.
–Y aprovechan los fines de semana, seguro, cuando viene más público.
–Claro. Ahora, con lo de la pitón, va a ser otro asunto de nunca acabar.
–¿Por?
–La burocracia. Están los de Sanidad Animal, los de la Sociedad Protectora de Animales que rompen las bolas. Hubo que hacer una autopsia. Un animal occiso en circunstancias irregulares genera mucho papeleo. El caso está caratulado como “muerte de ofidio por ingestión de objeto extraño”.
–¿Y qué hicieron con la pitón?
–La abrieron y le sacaron el guante. Es de mujer, de colores, de esos sin dedos. Y hay quien pide hacer una prueba de ADN.
–¿Para?
–Identificar al o a la responsable.
–¿Y qué le pueden hacer?
–No es un delito, aunque creo que debería. Es una contravención, una violación del código de faltas, y seguro que le cabe una buena multa, e incluso se le puede prohibir la entrada por un mínimo de seis meses y un máximo de tres años.
–Está bien.
–Claro que sí. A propósito, y ya que lo nombró: ¿sabe quién es el autor de El principito?
–Saint-Exupéry.
–No. Es Maquiavelito.
–Ah... Qué chiste más tonto...
–Je.

El de adentro se alejó unos pasos y el otro lo detuvo:
–Oiga, ¿y usted qué hace?
–Nada, estoy acá todo el día.
–¿Y no se aburre?
–Bastante. Suerte que cada tanto cae algún boludo que no sabe que el zoológico no abre los lunes.

jueves, 16 de agosto de 2012

LA SEMANA SEGUN ESQUIVANDO EL EXITO

. La historia se repite, y otra vez los tamberos tiran leche en la ruta. Hay pocas imágenes más desagradables, ideológicas y despreciables que esa. Le debe estar yendo bien a la Sociedad Rural…

. Juan Pablo Schiavi, ex secretario de transporte pidió perdón por sus poco felices declaraciones tras la tragedia de Once. Buenísimo Juanpi, ahora pedí por los 51 muertos y los más de 700 heridos.

. Setenta musulmanes fueron obligadas a vivir en un bunker subterráneo durante diez años, ya que el líder de una secta había pronosticado el apocalipsis. Avivensé compañeros árabes, si nosotros tuviésemos que meternos bajo tierra cada vez que Lilita dice que se viene el fin del mundo…

. La primera declaración de Pedraza en el juicio por el asesinato de Mariano Ferreyra, fue que cobraba 25 mil pesos. La sala se cagó de risa. Lo detuvieron en un piso 18 de una torre de Puerto Madero. Un caradura siniestro.

. Cristina le pegó a Bonelli por cadena nacional. Dijo que su esposa, cobró de YPF un millón de pesos en concepto no se sabe bien de qué. Bonelli saltó y se la dio de guevarista de su profesión y víctima perseguido. Hartan.

. Empezó el juicio por las coimas en el Senado, que lo tiene a De la Rúa como actor estelar. La Justicia tiene sus tiempos. Tanto tiempo, que ya nadie se acuerda de quiénes son los senadores a los que se juzga. Hace 13 años de la famosa “Banelco”. Un papelón.

. Majul dijo que “nunca, desde el regreso a la democracia, se persiguieron periodistas como hoy”. Además, se confesó como “un preso sin privilegios”. Marche un librito de historia, un diccionario, valores éticos, un manual de periodismo… Bue, mejor ponete un maxikiosco, Luisito, por el bien de esta profesión.

. El titular de la AFIP, Ricardo Echegaray, multiplicó por 28 su patrimonio del año pasado a este. Confieso que mi sueño siempre fue ser como el Kun Agüero, o el Dani Garnero. Hasta soñé con usar la 6 de Milito. Pero mequedo con este puestito en la AFIP y me río de Janeiro eh…

. Dijo Macri: "Le vendría muy bien a la Argentina que Scioli se despegue del kirchnerismo". Mauri, seamos honestos, al que le vendría bien que Scioli se divorcie es a vos.

. En el Día Internacional del Zurdo, Fidel cumplió 86 años y Esquivando el Éxito saluda y manda un fuerte abrazo al Comandante eterno.

. Terminaron los Juegos Olímpicos, y ahora tendremos que volver a darle bola a nuestro fútbol de cada día. Ese donde pasan cosas como que se suspenda un partido por lluvia, y cuando por fin se va a jugar, se corta la luz, no una, sino dos veces. Ay…

. El correntino Crismanich trajo el único oro de la delegación, tras cagar a patadas a un gallego en Taekwondo. Y para coronarla, Scola le cedió la bandera argentina en la ceremonia de clausura de los Juegos. Pura hermandad y espíritu amateur. Palmas.

. Argentina recibió la visita del premio Nobel en Economía, y se tiraron flores con Cristina. Que el modelo, que el capitalismo de Estado, que Europa, que América, que demanda agregada, etc. Mimitos para el ego presidencial.

. Calamaro se peleó con Cordera por Twitter. Y después con Ventura. Y después con Rial. Llamado a la solidaridad: ¿Puede alguien cerrar la cuenta de Andrelo en la red del pajarito? Gracias.

. Los genios del INDEC dijeron que 23 pesos son suficientes para completar las cuatro comidas del día, en el caso de una familia tipo. Tipo que morfan poco…

. Cristina llamó a que los trabajadores no vean como un enemigo al patrón. Eso es como pedirle a Tom que se deje de joder con Jerry. No insista presi, es al pedo. Quizás sea mejor pedirle al empresariado que no abuse de los trabajadores.

. De 2010 a esta parte, aumentaron 60% las denuncias por violencia de género. Y hay que tener en cuenta que el 40% de las víctimas, no hace la denuncia. Los números asustas. Cuidemos a las mujeres, cuídennos, hay mucho cobarde suelto.

. Dijo Mauri: "Si me bajo de 2015 se arregla todo". Y… no sé si todo, pero que mejorará sustancialmente la vida de todos los argentinos, si te bajas de 2015, no tengas dudas. Bajate Mauri, sé bueno…

martes, 14 de agosto de 2012

ESTRELLADOS


La Semana Según Esquivando - Nowticias - Hogar - Pitón - Palabras - Rock

Además, sorteamos un libro y algunos discos.

¿¿Te lo vas a perder??

esquivandoelexito@live.com.ar
FB: Esquivando el Éxito
@esquivandofm

sábado, 11 de agosto de 2012

CHAVELA X JOAQUIN


Por Joaquín Sabina, para Chavela Vargas, tras conocer la noticia de su muerte.

Andaba dibujando en un cuadernito, una costumbre que recién adquirí, cuando vi por la televisión, encendida sin sonido, la imagen de Chavela. Di voz al aparato.

Se nos fue, escuché. Y me cogió un llanto irreparable. Lo que nunca me había sucedido.

Siempre me culpé por no ser capaz de llorar con la muerte de mis padres, pero esta vez me venció el desconsuelo. Yo nunca me tomé copas con mis ídolos: Bob Dylan, Leonard Cohen o Brassens.

Y sí, con Chavela, con la que he cantado, nos hemos abrazado y reído hasta hartarnos. Todas esas veces cuentan y contarán siempre entre las más grandes cosas que me han sucedido en la vida.

Será difícil, por ejemplo, olvidar cómo la conocí. Fue una noche de hace unos veinte años, en Madrid, en la sala Morasol. Dijo: “Yo vivo en el bulevar de los sueños rotos”. Y yo tuve que escribirle una canción con esa frase.

Ya se había recuperado de su alcoholismo. Calculaba que había bebido algo así como 1,8 millones de botellas de tequila y solía decirme cuando me veía beberlo a mí: “Joaquín, ese tequila tuyo es muy malo; el bueno de verdad ya nos lo bebimos José Alfredo Jiménez y yo”.

Al conocer la triste noticia, que todos veníamos anticipando, he sentido la necesidad de bajar al bar a tomar uno a su salud, aunque el brebaje sin ella siempre será de los malos.

Aquella primera vez, pedí a Pedro Almodóvar que nos presentara. Al acercarme, escuché cómo él le contaba quién era yo, pues Chavela no tenía la menor idea. “La admiro desde niño”, le dije. “Yo también le admiro mucho a usted”, contestó. Ante la mentira, exclamé. “Vete a la mierda”. Nos fundimos en un largo abrazo del que nunca nos libramos hasta ayer mismo, incluso aunque no pudiéramos vernos en su última visita a España, un viaje que quizá no debió hacer, pues no estaba en condiciones. Entonces, yo estaba de gira y a ella la ingresaron en un hospital.

Con su desaparición, se pierde una manera de cantar llorando, un quejío inigualable, una expresividad fuera de lo común.

Unos cojones y unos ovarios nunca vistos en la música popular desde la muerte del bandoneonista Ricardo Goyeneche.

Ella no vendía una voz, vendía un estilo.

Era una maestra en perder la primera al tiempo que ganaba lo segundo. Algo en lo que yo, sin duda, tengo mucho que aprender.

En estos momentos de pérdida me digo: ¡Quién pudiera reír como llora Chavela! Y recuerdo algo estas palabras de Almodóvar: “Desde Jesucristo, nadie ha abierto los brazos como ella”

jueves, 9 de agosto de 2012

LA SEMANA SEGUN ESQUIVANDO EL EXITO

. Para Julio Cobos, el radicalismo "va a volver a enamorar a la gente". Parece que Cleto tiene en mente una cena a la luz de la luna, cine, flores y bombones para cada uno de nosotros. Se puso meloso el mendocino…

. Carrió volvió al ruedo y el “Vatayón Militante gate” le vino como parrillada para tres. Comparó la situación actual con la amnistía de Cámpora en el ’73, y demostró que, a demás de reaccionaria, es bruta en historia.

. El fiscal Di Lello imputó a Ricardo Echegaray, titular de la AFIP, en el caso Ciccone, por presuntas irregularidades en la moratoria aprobada a la imprenta. En época de Juegos Olímpicos, estamos seguros que la Justicia argentina va camino a batir otro récord: nunca un funcionario en cana. Felicitaciones.

. Subieron las jubilaciones, y lleva un 31 por ciento de aumento en lo que va del año. El 95,1 por ciento de los mayores de 65 años está dentro del sistema de cobertura previsional. Es el mayor porcentaje de América latina. No es suficiente, pero tampoco es poca cosa. Démosle valor.

. Acto en la Bolsa de Comercio. Macri paspando moscas mientras Cristina hablaba, hasta que la presi tiró: “No trajimos ningún convicto, por ahí hay algún procesado”. Si el hijo de Franco hubiese tenido puesto el bigote de Freddy Mercuri, se lo vuelve a tragar.

. Blaquier tiene otra cita con el juez. El juez Fernando Poviña resolvió llamar nuevamente al dueño del Ingenio Ledesma, y Esquivando el Éxito espera que se empiece a hacer justicia con la oligarquía que promovió la dictadura para llenarse de guita.

. Argentina pagó los Bodem 2012 con recetas diametralmente opuestas a las liberales que llevaron a deber tanta guita. Es para destacar. Y es acá cuando comienza el debate sobre el pago de deuda. Y, obvio, respuestas no tenemos. Sorry.

. Aviso: cambio mis deseos de ser rockstar, por ser funcionario público. Después de las declaraciones juradas, resulta que todos, de todos los colores, duplicaron sus patrimonios en un año. Y nosotros mendigando pautas publicitarias. Para pautar en Esquivando comunícate al 155-622-…

. Policías de Trelew detienen ilegalmente y violan a un pibe de 16 años. Siete uniformados y un médico policial serán enjuiciados ante un tribunal oral. Adivinen quién falta… Sí señor, el capellán policial de Chubut, Fabián García, que defendió a los canas. Pueden cantar “Juntos a la par” abrazaditos y todo…

. Una obra inmensa, solidaria y humana, como la de la Tupac Amarú en el norte argentino, se vio opacada por algunos patoteros que apretaron a periodistas de Canal 13 y le afanaron las cámaras. Condenamos la apretada, y también cada operación de prensa en contra de Milagro Sala y el movimiento.

. Descarriló un tren del Mitre. 35 heridos y la historia de siempre. Mientras tanto, los argentinos que se suben a estas bombas de tiempo, esperamos sentaditos otra tragedia. Lo de sentados es figurativo: en realidad esperamos la tragedia parados y como ganado.

. El director de Fauna de la Secretaría de Ambiente de Córdoba, Oscar de Allende, confirmó que el gobierno culiao’ analiza usar palomas para alimentar a los menores carenciados. Esquivando el Éxito le propone que le compre milanesas a los pibes y las palomas se las coman él y De la Sota, si son tan nutritivas…

. Se le salió la cadena a Sonri Larreta. "Los metrodelegados le joden la vida a la gente", espetó, preocupado por los cinco días que lleva el paro. Esquivando el Éxito se permite recordarle que los que le joden la vida a porteños y asiduos de la Ciudad, son los chicos bien de amarillo que gobiernan. Tipo él.

. Para la ministra Garré, las "entraderas" suceden porque la gente "tiene más dinero en su casa". Para dar respuesta como ésta, propongo que Charlotte Chantal Caniggia se haga cargo de la cartera de seguridad. Total, de carteras sabe bocha.

. Parece que ya no sabían qué hacer con Boudou, Ciccone, y toda la bola, y el Gobierno decidió expropiar la empresa, estatizarla y a la mierda. Total, después bañamos el anuncio con pretensiones de gesta histórica y soberana, y a la mierda.

. Las Abuelas de Plaza de Mayo encontraron al nieto número 106. Su nombre ahora es Pablo Javier Gaona Paiva. Emociona el amor de las Abuelas, nuestras Abuelas, las Abuelas de todos. ¡A festejar y seguir ganándole al olvido!

miércoles, 8 de agosto de 2012

JUSTICIA


La Semana Según Esquivando - Sucte - Chavela - Justicia - Cárceles - Rock

esquivandoelexito@live.com.ar
FB: Esquivando el Éxito
@esquivandofm

domingo, 5 de agosto de 2012

ESA MUJER


Por Rodolfo Walsh

El coronel elogia mi puntualidad:
¬Es puntual como los alemanes ¬dice.
¬O como los ingleses.
El coronel tiene apellido alemán.
Es un hombre corpulento, canoso, de cara ancha, tostada.
¬He leído sus cosas ¬propone¬. Lo felicito.
Mientras sirve dos grandes vasos de whisky, me va informando, casualmente, que tiene veinte años de servicios de informaciones, que ha estudiado filosofía y letras, que es un curioso del arte. No subraya nada, simplemente deja establecido el terreno en que podemos operar, una zona vagamente común.
Desde el gran ventanal del décimo piso se ve la ciudad en el atardecer, las luces pálidas del río. Desde aquí es fácil amar, siquiera momentáneamente, a Buenos Aires. Pero no es ninguna forma concebible de amor lo que nos ha reunido.
El coronel busca unos nombres, unos papeles que acaso yo tenga.
Yo busco una muerta, un lugar en el mapa. Aún no es una búsqueda, es apenas una fantasía: la clase de fantasía perversa que algunos sospechan que podría ocurrírseme.
Algún día (pienso en momentos de ira) iré a buscarla. Ella no significa nada para mí, y sin embargo iré tras el misterio de su muerte, detrás de sus restos que se pudren lentamente en algún remoto cementerio. Si la encuentro, frescas altas olas de cólera, miedo y frustrado amor se alzarán, poderosas vengativas olas, y por un momento ya no me sentiré solo, ya no me sentiré como una arrastrada, amarga, olvidada sombra.
El coronel sabe dónde está.
Se mueve con facilidad en el piso de muebles ampulosos, ornado de marfiles y de bronces, de platos de Meissen y Cantón. Sonrío ante el Jongkind falso, el Fígari dudoso. Pienso en la cara que pondría si le dijera quién fabrica los Jongkind, pero en cambio elogio su whisky.
El bebe con vigor, con salud, con entusiasmo, con alegría, con superioridad, con desprecio. Su cara cambia y cambia, mientras sus manos gordas hacen girar el vaso lentamente.
¬Esos papeles ¬dice.
Lo miro.
¬Esa mujer, coronel.
Sonríe.
¬Todo se encadena ¬filosofa.
A un potiche de porcelana de Viena le falta una esquirla en la base. Una lámpara de cristal está rajada. El coronel, con los ojos brumosos y sonriendo, habla de la bomba.
¬La pusieron en el palier. Creen que yo tengo la culpa. Si supieran lo que he hecho por ellos, esos roñosos.
¬¿Mucho daño? ¬pregunto. Me importa un carajo.
¬Bastante. Mi hija. La he puesto en manos de un psiquiatra. Tiene doce años -dice.
El coronel bebe, con ira, con tristeza, con miedo, con remordimiento.
Entra su mujer, con dos pocillos de café.
Contale vos, Negra.
Ella se va sin contestar; una mujer alta, orgullosa, con un rictus de neurosis. Su desdén queda flotando como una nubecita.
¬La pobre quedó muy afectada ¬explica el coronel¬. Pero a usted no le importa esto.
¬¡Cómo no me va a importar!... Oí decir que al capitán N y al mayor X también les ocurrió alguna desgracia después de aquello.
El coronel se ríe.
¬La fantasía popular -dice-. Vea cómo trabaja. Pero en el fondo no inventan nada. No hacen más que repetir.
Enciende un Marlboro, deja el paquete a mi alcance sobre la mesa.
-Cuénteme cualquier chiste -dice.
Pienso. No se me ocurre.
¬Cuénteme cualquier chiste político, el que quiera, y yo le demostraré que estaba inventado hace veinte años, cincuenta años, un siglo. Que se usó tras la derrota de Sedán, o a propósito de Hindenburg, de Dollfuss, de Badoglio.
-¿Y esto?
¬La tumba de Tutankamón -dice el coronel-. Lord Carnavon. Basura.
El coronel se seca la transpiración con la mano gorda y velluda.
-Pero el mayor X tuvo un accidente, mató a su mujer.
¬¿Qué más? ¬dice, haciendo tintinear el hielo en el vaso.
-Le pegó un tiro una madrugada.
¬La confundió con un ladrón ¬sonríe el coronel . Esas cosas ocurren.
¬Pero el capitán N. . .
¬Tuvo un choque de automóvil, que lo tiene cualquiera, y más él, que no ve un caballo ensillado cuando se pone en pedo.
¬¿Y usted, coronel?
¬Lo mío es distinto ¬dice¬. Me la tienen jurada.
Se para, da una vuelta alrededor de la mesa.
¬Creen que yo tengo la culpa. Esos roñosos no saben lo que yo hice por ellos. Pero algún día se va a escribir la historia. A lo mejor la va a escribir usted.
¬Me gustaría.
¬Y yo voy a quedar limpio, yo voy a quedar bien. No es que me importe quedar bien con esos roñosos, pero sí ante la historia, ¿comprende?
¬Ojalá dependa de mí, coronel.
¬Anduvieron rondando. Una noche, uno se animó. Dejó la bomba en el palier y salió corriendo.
Mete la mano en una vitrina, saca una figurita de porcelana policromada, una pastora con un cesto de flores.
-Mire.
A la pastora le falta un bracito.
¬Derby -dice. Doscientos años.
La pastora se pierde entre sus dedos repentinamente tiernos. El coronel tiene una mueca de fierro en la cara nocturna, dolorida.
¬¿Por qué creen que usted tiene la culpa?
¬Porque yo la saqué de donde estaba, eso es cierto, y la llevé donde está ahora, eso también es cierto. Pero ellos no saben lo que querían hacer, esos roñosos no saben nada, y no saben que fui yo quien lo impidió.
El coronel bebe, con ardor, con orgullo, con fiereza, con elocuencia, con método.
-Porque yo he estudiado historia. Puedo ver las cosas con perspectiva histórica. Yo he leído a Hegel.
¬¿Qué querían hacer?
¬Fondearla en el río, tirarla de un avión, quemarla y arrojar los restos por el inodoro, diluirla en ácido. ¡Cuanta basura tiene que oír uno! Este país está cubierto de basura, uno no sabe de dónde sale tanta basura, pero estamos todos hasta el cogote.
¬Todos, coronel. Porque en el fondo estamos de acuerdo, ¿no? Ha llegado la hora de destruir. Habría que romper todo.
-Y orinarle encima.
¬Pero sin remordimientos, coronel. Enarbolando alegremente la bomba y la picana. ¡Salud! -digo levantando el vaso.
No contesta. Estamos sentados junto al ventanal. Las luces del puerto brillan azul mercurio. De a ratos se oyen las bocinas de los automóviles, arrastrándose lejanas como las voces de un sueño. El coronel es apenas la mancha gris de su cara sobre la mancha blanca de su camisa.
¬Esa mujer ¬le oigo murmurar¬. Estaba desnuda en el ataúd y parecía una virgen. La piel se le había vuelto transparente. Se veían las metástasis del cáncer, como esos dibujitos que uno hace en una ventanilla mojada.
El coronel bebe. Es duro.
¬Desnuda ¬dice¬. Éramos cuatro o cinco y no queríamos mirarnos. Estaba ese capitán de navío, y el gallego que la embalsamó, y no me acuerdo quién más. Y cuando la sacamos del ataúd -el coronel se pasa la mano por la frente¬, cuando la sacamos, ese gallego asqueroso...
Oscurece por grados, como en un teatro. La cara del coronel es casi invisible. Sólo el whisky brilla en su vaso, como un fuego que se apaga despacio. Por la puerta abierta del departamento llegan remotos ruidos. La puerta del ascensor se ha cerrado en la planta baja, se ha abierto más cerca. El enorme edificio cuchichea, respira, gorgotea con sus cañerías, sus incineradores, sus cocinas, sus chicos, sus televisores, sus sirvientas, Y ahora el coronel se ha parado, empuña una metralleta que no le vi sacar de ninguna parte, y en puntas de pie camina hacia el palier, enciende la luz de golpe, mira el ascético, geométrico, irónico vacío del palier, del ascensor, de la escalera, donde no hay absolutamente nadie y regresa despacio, arrastrando la metralleta.
¬Me pareció oír. Esos roñosos no me van a agarrar descuidado, como la vez pasada.
Se sienta, más cerca del ventanal ahora. La metralleta ha desaparecido y el coronel divaga nuevamente sobre aquella gran escena de su vida.
¬...se le tiró encima, ese gallego asqueroso. Estaba enamorado del cadáver, la tocaba, le manoseaba los pezones. Le di una trompada, mire -el coronel se mira los nudillos¬, que lo tiré contra la pared. Está todo podrido, no respetan ni a la muerte. ¿Le molesta la oscuridad?
¬No.
¬Mejor. Desde aquí puedo ver la calle. Y pensar. Pienso siempre. En la oscuridad se piensa mejor.
Vuelve a servirse un whisky.
¬Pero esa mujer estaba desnuda -dice, argumenta contra un invisible contradictor-. Tuve que taparle el monte de Venus, le puse una mortaja y el cinturón franciscano.
Bruscamente se ríe.
¬Tuve que pagar la mortaja de mi bolsillo. Mil cuatrocientos pesos. Eso le demuestra, ¿eh? Eso le demuestra.
Repite varias veces "Eso le demuestra", como un juguete mecánico, sin decir qué es lo que eso me demuestra.
-Tuve que buscar ayuda para cambiarla de ataúd. Llamé a unos obreros que había por ahí. Figúrese como se quedaron. Para ellos era una diosa, qué sé yo las cosas que les meten en la cabeza, pobre gente.
¬¿Pobre gente?
¬Sí, pobre gente.¬El coronel lucha contra una escurridiza cólera interior¬. Yo también soy argentino.
¬Yo también, coronel, yo también. Somos todos argentinos.
¬Ah, bueno ¬dice.
¬¿La vieron así?
¬Sí, ya le dije que esa mujer estaba desnuda. Una diosa, y desnuda, y muerta. Con toda la muerte al aire, ¿sabe? Con todo, con todo...
La voz del coronel se pierde en una perspectiva surrealista, esa frasecita cada vez más rémova encuadrada en sus líneas de fuga, y el descenso de la voz manteniendo una divina proporción o qué. Yo también me sirvo un whisky.
¬Para mí no es nada -dice el coronel¬. Yo estoy acostumbrado a ver mujeres desnudas. Muchas en mi vida. Y hombres muertos. Muchos en Polonia, el 39. Yo era agregado militar, dése cuenta.
Quiero darme cuenta, sumo mujeres desnudas más hombres muertos, pero el resultado no me da, no me da, no me da... Con un solo movimiento muscular me pongo sobrio, como un perro que se sacude el agua.
¬A mí no me podía sorprender. Pero ellos...
¬¿Se impresionaron?
¬Uno se desmayó. Lo desperté a bofetadas. Le dije: "Maricón, ¿ésto es lo que hacés cuando tenés que enterrar a tu reina? Acordate de San Pedro, que se durmió cuando lo mataban a Cristo." Después me agradeció.
Miró la calle. "Coca" dice el letrero, plata sobre rojo. "Cola" dice el letrero, plata sobre rojo. La pupila inmensa crece, círculo rojo tras concéntrico círculo rojo, invadiendo la noche, la ciudad, el mundo. "Beba".
¬Beba ¬dice el coronel.
Bebo.
¬¿Me escucha?
-Lo escucho.
Le cortamos un dedo.
¬¿Era necesario?
El coronel es de plata, ahora. Se mira la punta del índice, la demarca con la uña del pulgar y la alza.
¬Tantito así. Para identificarla.
-¿No sabían quién era?
Se ríe. La mano se vuelve roja. "Beba".
¬Sabíamos, sí. Las cosas tienen que ser legales. Era un acto histórico, ¿comprende?
¬Comprendo.
-La impresión digital no agarra si el dedo está muerto. Hay que hidratarlo. Más tarde se lo pegamos.
¬¿Y?
¬Era ella. Esa mujer era ella.
¬¿Muy cambiada?
¬No, no, usted no me entiende. lgualita. Parecía que iba a hablar, que iba a... Lo del dedo es para que todo fuera legal. El profesor R. controló todo, hasta le sacó radiografías.
¬¿El profesor R.?
-Sí. Eso no lo podía hacer cualquiera. Hacía falta alguien con autoridad científica, moral.
En algún lugar de la casa suena, remota, entrecortada, una campanilla. No veo entrar a la mujer del coronel, pero de pronto esta ahí, su voz amarga, inconquistable.
¬¿Enciendo?
¬No.
¬Teléfono.
¬Deciles que no estoy.
Desaparece.
¬Es para putearme ¬explica el coronel-. Me llaman a cualquier hora. A las tres de la madrugada, a las cinco.
-Ganas de joder ¬digo alegremente.
¬Cambié tres veces el número del teléfono. Pero siempre lo averiguan.
¬¿Qué le dicen?
¬Que a mi hija le agarre la polio. Que me van a cortar los huevos. Basura.
Oigo el hielo en el vaso, como un cencerro lejano.
¬Hice una ceremonia, los arengué. Yo respeto las ideas, les dije. Esa mujer hizo mucho por ustedes. Yo la voy a enterrar como cristiana. Pero tienen que ayudarme.
El coronel está de pie y bebe con coraje, con exasperación, con grandes y altas ideas que refluyen sobre él como grandes y altas olas contra un peñasco y lo dejan intocado y seco, recortado y negro, rojo y plata.
¬La sacamos en un furgón, la tuve en Viamonte, después en 25 de Mayo, siempre cuidándola, protegiéndola, escondiéndola. Me la querían quitar, hacer algo con ella. La tapé con una lona, estaba en mi despacho, sobre un armario, muy alto. Cuando me preguntaban qué era, les decía que era el transmisor de Córdoba, la Voz de la Libertad.
Ya no sé dónde está el coronel. El reflejo plateado lo busca, la pupila roja. Tal vez ha salido. Tal vez ambula entre los muebles. El edificio huele vagamente a sopa en la cocina, colonia en el baño, pañales en la cuna, remedios, cigarrillos, vida, muerte.
-Llueve -dice su voz extraña.
Miro el cielo: el perro Sirio, el cazador Orión.
¬Llueve día por medio ¬dice el coronel-. Día por medio llueve en un jardín donde todo se pudre, las rosas, el pino, el cinturón franciscano.
Dónde, pienso, dónde.
¬¡Está parada! -grita el coronel¬. ¡La enterré parada, como Facundo, porque era un macho!
Entonces lo veo, en la otra punta de la mesa. Y por un momento, cuando el resplandor cárdeno lo baña, creo que llora, que gruesas lágrimas le resbalan por la cara.
¬No me haga caso -dice, se sienta¬. Estoy borracho.
Y largamente llueve en su memoria.
Me paro, le toco el hombro.
¬¿Eh? -dice¬ ¿Eh? -dice.
Y me mira con desconfianza, como un ebrio que se despierta en un tren desconocido.
-¿La sacaron del país?
-Sí.
¬¿La sacó usted?
¬Sí.
-¿Cuántas personas saben?
¬DOS.
¬¿El Viejo sabe?
Se ríe.
-Cree que sabe.
¬¿Dónde?
No contesta.
¬Hay que escribirlo, publicarlo.
¬Sí. Algún día.
Parece cansado, remoto.
¬¡Ahora! ¬me exaspero¬. ¿No le preocupa la historia? ¡Yo escribo la historia, y usted queda bien, bien para siempre, coronel!
La lengua se le pega al paladar, a los dientes.
-Cuando llegue el momento... usted será el primero...
¬No, ya mismo. Piense. Paris Match. Life. Cinco mil dólares. Diez mil. Lo que quiera.
Se ríe.
¬¿Dónde, coronel, dónde?
Se para despacio, no me conoce. Tal vez va a preguntarme quién soy, qué hago ahí.
Y mientras salgo derrotado, pensando que tendré que volver, o que no volveré nunca. Mientras mi dedo índice inicia ya ese infatigable itinerario por los mapas, uniendo isoyetas, probabilidades, complicidades. Mientras sé que ya no me interesa, y que justamente no moveré un dedo, ni siquiera en un mapa, la voz del coronel me alcanza como una revelación.
¬Es mía -dice simplemente¬. Esa mujer es mía.

jueves, 2 de agosto de 2012

LA SEMANA SEGUN ESQUIVANDO EL EXITO

. Se formalizó el ingreso de Venezuela al Mercosur, y sus líderes hablan del nacimiento de la quinta potencia económica mundial. América camina a paso firme en un mundo que tropieza.

. En la costa de Manhattan apareció un monstruito mutante. Una mezcla de caniche toy pelado con una rata. Un asco. El pececito de tres ojos de Los Simpsoms nos resultaba más simpático.

. El vice ministro de Economía, Axel Kicillof, suma áreas bajo su ala, y la beta reaccionaria de los grandes medios sale a la luz. Tiene todas pobre: marxista, un abuelo rabino, joven y kirchnerista. Da para hacerse un festín…

. Clarín denunció que sacan presos para ir a actos kirchneristas. Cristina respondió que son actos culturales y que la Justicia lo permitió. La Justicia dijo una cosa u otra, según a quién escuches. En fin, nos quedamos con “Al Don Pirulero”, un juego mucho más divertido.

. “El cepo de las importaciones llegó al rugby”, titula La Nación. Recomendamos a Moreno que quizás sea mejor idea pelearse con la gente del ping-pong que con los grandotes muchachos high class. Vos fíjate. Es un consejo de Esquivando el Éxito.

. Larreta dijo que “hubo algo raro” con los cortes de luz en plazas y fuentes de la Ciudad. Esquivando el Éxito confirma que hubo algo raro, ajeno a los preceptos PRO: los servicios se pagan, Larreta, aunque te parezca raro.

. Por primera vez, un bebe fue anotado en el registro con dos padres varones. El nene nació en la India, tras el alquiler de vientre que hicieron sus padres adoptivos. Para la Iglesia sería algo así como el monstruito de Manhattan, para el resto, un avance en la ampliación de derechos. Brindamos por la segunda.

. La AFIP le pide a siete mil vivos que devuelvan los dólares que compraron para viajar, ya que cruzó información con Migraciones y concluyó que finalmente no habían viajado. El viejo truco de “dame-que-me-voy-pero-mejor-me-quedo”.

. Se confesó el astro de la televisión. Tinelli dijo: "Yo propuse casamiento y me dijeron que no". Esquivando el Éxito postula tres candidatos y una candidata para firmar cuando Marce quiera. ¡Un negoción!

. Desde la Procuración General de La Nación, hace un año le piden a Mauri que cierre 41 cabarets. Adivine adivinador: ¿cuántos cerró el alcalde? Ni uno. Un récord. ¿No hay medalla en los Juegos Olímpicos por esto?

. “Mi padre siempre quiso unir al radicalismo con el socialismo”, dijo Ricardito Alfonsín. Parece que él también, pero lo rojo de De Narváez lo confundió y pensó que el colo era socialista. A afinar la puntería, Ricardito…

. Córdoba demandó a la Nación por $1.000 millones de la caja previsional, y crece la interna peronista. Ya se van postulando los gobernadores, ¿quién será el próximo?

. Lanata contra Víctor Hugo. Lo acusa de haber jugado a la pelota en un centro de detención durante la dictadura uruguaya. Victor Hugo contestó y todo terminó en un embrollo de operetas y lucha de egos que se vuelve cada vez más insoportable. Piedad, por favor.

. "Cristina y Néstor sabían" de los sobornos, dijo Schoklender. Además, prendió el ventilador y salpicó a unos cuantos. Magnetto le tira la alfombra, lógicamente. Pero nos permitimos darle un consejo: Héctor, guarda con llamarlo “hijo”.

. El compañero #Songuito fue el hombre del fin de semana. El chinito nacionalizado argentino que juega al tenis de mesa la rompió en Londres. ¿Cómo? ¿En serio? Me dicen de producción que Songuito perdió y se quedó sin medalla. Chino cagón, pecho frío, fracasado… Volve a tu país.

. Cristina presentó un sistema para identificar hinchas con prontuario. Habló de pasión y trapos, relativizó a los barras y los comparó con una pelea de platea por el fallo de un referí malo. De la connivencia de todos los estamentos del poder, nada. Vergüenza ajena y enorme, de acá a Sudáfrica.

. Desde que es Jefe de Gobierno, Macri lleva un aumento de los peajes porteños del 900 por ciento y nadie le dice nada. Los beneficios de ser un protegido de los grandes medios.

. En una semanita movida, Lanata siguió pegando: "El más impresentable del Gobierno es Moreno, un López Rega sin armas”, dijo. Estamos a la espera de que nos cuente quién es el más impresentable del periodismo, el López Rega de la pluma.

. Se estaba terminando la semana y es como que nos faltaba algo. Y ahí nomás, se terminó el malestar. Volvió Carrió, señores, y dijo una sarta de pavadas tan poco relevantes que solo nos dedicamos a disfrutar su regreso.

. El Ministerio de Trabajo presentó un informe sobre el fraude que llevó adelante el Momo Venegas desde el ex Renatre. A ver la Justicia… Que este tipo no esté en cana es un despropósito de proporciones similares a descartar las achuras en una parrillada para dos. Seamos serios.

. Siguen los problemas en el Subte. Los sindicatos paran porque Metrovías se hace el sota, aprovechando que Mauri se lava las manos. ¿Y si lo cierran y a otra cosa mariposa? Porque evidentemente no están capacitados para hacerse cargo.

miércoles, 1 de agosto de 2012

BANDERA


La Semana Según Esquivando - Noticias - Esa Mujer - Economía - Día D - Rock

esquivandoelexito@live.com.ar
FB: Esquivando el Éxito
@esquivandofm